El capellán del diablo - Richard Dawkins


Esta obra es una selección personal, realizada a partir de todos los artículos y conferencias, diatribas y reflexiones, reseñas de libros y prólogos, homenajes y panegíricos que he publicado (o, en algunos casos, no he publicado) a lo largo de 25 años. Aparecen aquí numerosos temas. Algunos surgen del darwinismo o de la ciencia en general; otros tienen que ver con la moralidad, la religión, la educación, la justicia, el duelo, África o la historia de la ciencia. Algunos son simplemente personales o lo que Carl Sagan podría haber llamado cartas de amor a la ciencia y la racionalidad.
Si bien admito que en estas páginas hay ocasionales llamaradas de irritación (completamente justificada), me gusta pensar que en su mayoría tienen cierta jovialidad y que tal vez hasta sean jocosas. Allí donde hay pasión, hay mucho por lo cual apasionarse. Allí donde hay cólera, espero que se trate de una cólera controlada. Allí donde hay tristeza, espero que en ningún caso se desborde en desesperación, sino que, más bien, mire hacia el futuro. Pero, más que cualquier otra cosa, la ciencia es para mí una viva fuente de gozo y tengo la esperanza de que eso se refleje en mis palabras.
La obra está dividida en siete apartados, seleccionados y ordenados por la compiladora, Latha Menon, en estrecha colaboración conmigo. Con toda la amplitud de conocimientos y la culta inteligencia que puede esperarse de la directora ejecutiva de Encarta Encyclopedia’s World, edición inglesa, Latha ha mostrado ser una antóloga inspirada.
Para cada uno de los siete apartados he escrito preámbulos, en los cuales reflexiono sobre las piezas que Latha creyó dignas de ser reimpresas. También escribí las conexiones entre esas piezas. La tarea difícil fue la de Latha y me llena de admiración el modo en que ha manejado en forma simultánea tantos de mis escritos (más que los reimpresos en esta obra) y su habilidad para conseguir de ellos un equilibrio más sutil que el que yo les hubiese otorgado. Pero, desde luego, soy responsable por el material a partir del cual Latha tuvo que escoger.
No es posible mencionar a todas las personas que contribuyeron a cada pieza individual, repartidas —como están— a lo largo de 25 años. El libro contó con la ayuda de Ya n Wong, Christine DeBlase-Ballstadt, Michael Dover, Laura van Dam, Catherine Bradley, Anthony Cheetham y, por supuesto, de Latha Menon. Mi gratitud hacia Charles Simonyi –mucho más que un benefactor— no ha disminuido un ápice. Y mi esposa, Lalla Ward, continúa brindándome su aliento, su consejo y su afinado oído para la música del lenguaje.

Richard Dawkins



TAMBIÉN PUEDEN DESCARGAR 

Richard Dawkins. "Evolución: el mayor espectáculo sobre la tierra."